Podredumbre gris del Arándano

Grupo de cultivos: Frutícolas
Especie hospedante: Arándano, Vaccinium corymbosum L. 1753
Etiología: Hongo. Necrotrófico
Agente causal: Botrytis cinerea Pers.:Fr. (anamórfo) o Botryotinia fuckeliana (de Bary) Whetzel (teleomorfo)

Taxonomía: Fungi > Ascomycota > Leotiomycetes > Helotiales > Sclerotiniaceae

Rango de hospedante: B. cinerea es un hongo polífago con un amplio rango de hospedantes y de amplia difusión mundial, siendo el agente causal de la podredumbre gris en diversos cultivos de importancia económica, tales como el arándano, la vid, el kiwi, la frutilla, el tomate, etc. Se han reportado más de


Síntomas: La infección generalmente se inicia en racimos florales u hojas, produciéndose una lesión circular, de color café y con forma circular. También puede afectar brotes nuevos. Los síntomas de la flor consistieron en una necrosis parcial a completa de los tejidos del cáliz y de la corola, con un pardeamiento necrótico en la superficie del fruto que eventualmente es acompañado por una piel resbaladiza y una abundante esporulación gris.

Daños: B. cinerea es uno de los hongos más frecuentes que atacan en postcosecha.

Epidemiología y condiciones predisponentes: El patógeno inverna como esclerocios o micelio en restos de frutas enfermas. En primavera los esclerocios germinan, produciendo ramilletes de conidióforos de color negro, con los ápices llenos de conidios de color gris plomizo. La esporulación y dispersión de conidios (inóculo) es clave. La dispersión de los conidios es por viento. El proceso de infección requiere de agua libre sobre la superficie del follaje del arándano. Las lluvias con temperaturas frescas alrededor de la floración son las principales condiciones climáticas para el inicio de la enfermedad. La secreción de enzimas (cutinasa, pectinasas, etc.) y toxinas (botrydal) juegan también un rol clave en la patogenia. Infecciones latentes pueden mostrar síntomas y signos en postcosecha.

Manejo de la enfermedad

  • Uso de variedades menos susceptibles.
  • Debido a la gran cantidad de restos florales, que son potenciales fuentes de inóculo y de difícil eliminación, el manejo se basa preferentemente en el control químico, mediante el uso de fungicidas aplicados en forma preventiva desde pre-floración hasta cosecha. Los períodos críticos de control son la floración y la madurez de la fruta.
  • Se deben respetar todas las buenas prácticas de manejo de fungicidas ya que B. cinerea es un patógeno con un alto nivel de variabilidad genética y de alto riesgo de generar resistencia a fungicidas.
  • Evitar la fertilización excesiva de nitrógeno. Se debe lograr una fertilización balanceada.
  • Manejo cultural: cortar y remover tejidos viejos infectados.
  • Evitar cosechar frota sobremadura.
  • No cosechar fruta mojada.

Bibliografía

Amselem J, Cuomo CA, van Kan JAL, Viaud M, Benito EP, et al. (2011) Genomic Analysis of the Necrotrophic Fungal Pathogens Sclerotinia sclerotiorum and Botrytis cinerea. PLoS Genet 7(8): e1002230. DOI:10.1371/journal.pgen.1002230

Frías M, González C, Brito N (2011) BcSpl1, a cerato-platanin family protein, contributes to Botrytis cinerea virulence and elicits the hypersensitive response in the host. New Phytologist 192: 483–495. DOI: 10.1111/j.1469-8137.2011.03802.x

Hahn M (2014) The rising threat of fungicide resistance in plant pathogenic fungi: Botrytis as a case study.  J Chemistry & Biology 7: 133–141.   DOI 10.1007/s12154-014-0113-1

Hahn M,  Viaud M,  van Kan J (2014)  The Genome of Botrytis cinerea, a Ubiquitous Broad Host Range Necrotroph. In:  R. A. Dean et al. (eds.), Genomics of Plant-Associated Fungi and Oomycetes: Dicot Pathogens, DOI: 10.1007/978-3-662-44056-8_2,  Springer-Verlag Berlin Heidelberg 2014.

Latorre BA, Rivera SA, Zoffoli JP (2014) Postharvest Control of Gray Mold on Blueberry Based on Critical Growth Stages and Infection Risk Estimations. Pp 81-87. In: Prusky D., Gullino M. (eds) Post-harvest Pathology. Plant Pathology in the 21st Century (Contributions to the 9th International Congress), vol 7. Springer, Cham. Print ISBN 978-3-319-07700-0

McClellan WD, Hewitt WB (1973) Early Botrytis Rot of Grapes: Time of Infection and Latency of Botrytis cinerea Pers. in Vitis vinifera L. Phytopathology 63:1151-1157.

Noda J, Brito N, Gonzalez C (2010) The Botrytis cinerea xylanase Xyn11A contributes to virulence with its necrotizing activity, not with its catalytic activity. BMC Plant Biol 10:38.

Shah P, Gutierrez-Sanchez G, Orlando R, Bergmann C (2009) A proteomic study of pectindegrading enzymes secreted by Botrytis cinerea grown in liquid culture. Proteomics 9:3126–3135

Schouten A, van Baarlen P, van Kan JAL (2008) Phytotoxic Nep1-like proteins from the necrotrophic fungus Botrytis cinerea associate with membranes and the nucleus of plant cells. New Phytol 177:493–505

ten Have A, Mulder W, Visser J, van Kan JAL (1998) The endopoly- galacturonase gene Bcpg1 is required for full virulence of Botrytis cinerea. Mol Plant-Microbe Interact 11:1009–1016

Williamson B, Tudzynski B, Tudzynski P, van Kan JAL (2007) Botrytis cinerea: the cause of grey mould disease. Mol Plant Pathol 8:561–580

Zhang ZQ, Qin GZ, Li BQ, Tian SP (2014) Knocking out Bcsas1 in Botrytis cinerea impacts growth, development, and secretion of extracellular proteins which decreases virulence. Mol Plant-Microbe Interact 27:590–600

¿Cómo citar esta información para publicaciones?
Herbario Virtual. Cátedra de Fitopatología. Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires. http://herbariofitopatologia.agro.uba.ar