Espiga negra o rayado bacteriano (Xanthomonas translucens pv. undulosa)

Grupo de cultivos: Cereales
Especie hospedante: Trigo (Triticum aestivum)
Etiología: Bacteria
Agente causal: Xanthomonas campestris pv. undulosa (syn. translucens), Xanthomonas translucens pv. undulosa

Taxonomía: Bacteria > Proteobacteria > Gammaproteobacteria > Xanthomonadales > Xanthomonadaceae > Xanthomonas


Síntomas y signos: Manchas estriadas marrones sobre las hojas principalmente a partir de floración. El tallo y los granos también pueden verse afectados tomando un aspecto marrón oscuro y de apariencia húmeda. Los síntomas se hacen más evidentes en espigazón . En las hojas se producen estrías angostas marrones frecuentemente humedecidas y en las cuales, bajo condiciones de humedad, se producen exudados amarillentos. También ataca las glumas,  dándole a la espiga un color oscuro. Un síntoma característico que se produce sobre las aristas son bandas de tejido necrótico alternado con sano.

Antecedentes: Moderada a alta, particularmente cuando se utiliza riego suplementario.

Daños: En Argentina, en 1985 ocurrió una epifitia de esta enfermedad ocasionando severas pérdidas.

Epidemiología: Se presenta en trigo, cebada, avena centeno y otras gramíneas. Las epidemias severas son de carácter esporádico. La mayor frecuencia e incidencia de esta enfermedad, ocurre en áreas húmedas o en campos de trigo bajo riego.

Como muchos hongos necrotróficos, Xanthomonas campestris es transmitida por las semillas y sobrevive en los restos culturales. La persistencia de esta bacteria en el rastrojo depende de las temperaturas que ocurran en el verano. Con temperaturas mayores a 34 ºC, la bacteria sobreviviría no más de 5 meses. El patógeno es dispersado por gotas de lluvias, o por la aspersión en los campos bajo riego, y a través de insectos visitantes (áfidos).

Condiciones predisponentes:

  • La siembra de semillas infectadas  introduce la enfermedad en campos nuevos o bajo rotación
  • El monocultivo asegura la presencia indefinida del patógeno en el cultivo. Resulta más grave si se trata de un planteo de siembra directa.
  • Temperatura  y humedad elevadas.
  • Campos bajo riego.
  • Uso de cultivares susceptibles.
  • Para el establecimiento de la enfermedad (infecciones primarias): Tiempo templado-cálido y lluviosos. Alta humedad relativa y temperaturas de alrededor de 20 °C.
  • Para la dispersión de la enfermedad (infecciones secundarias): Frecuentes lloviznas o salpicado por gotas de riego, alta humedad relativa y temperaturas de 20 a 30 ° C.

Manejo: Rotación de cultivos, eliminación de otros hospedantes (gramíneas) y uso de semilla sana. Las medidas preferenciales y que deben ser llevadas a cabo complementariamente son:

  • Tratamiento de semillas
  • Rotación de cultivos

Otras:

Resistencia varietal: Como todo patógeno necrotrófico, la resistencia total genética  no ha sido completamente desarrollada. Sin embargo pueden usarse variedades tolerantes. Otra recomendación consiste en cosechar primero los lotes no infectados y por último los enfermos con bacteriosis porque la cosechadora podría contaminar las semillas.
Los lotes de semillas provenientes de campos infectados no deberían ser usados como semillas en campos bajo riego.

 

Bibliografía

Sapkota S, Zhang Q, Chittem K, Mergoum M, Xu SS, Liu Z (2017) Evaluation of triticale accessions for resistance to wheat bacterial leaf streak caused by Xanthomonas translucens pv. undulosa. Plant Patholology (accepted). doi: 10.1111/ppa.12768

¿Cómo citar esta información para publicaciones?
Herbario Virtual. Cátedra de Fitopatología. Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires. http://herbariofitopatologia.agro.uba.ar